Belleza interna

Las decisiones

¿Qué hubiera pasado si? Es una pregunta que últimamente revolotea en mi cabeza, cómo sería mi vida si hubiera decidido otro rumbo.

La respuesta a esa pregunta sólo Dios la conoce y la verdad reconozco que es una pérdida de tiempo, frenar mi presente por estar pensando aunque sea 5 segundos en el pasado. Lo lindo del ayer es que ya pasó, fue una experiencia más que me ayudó a crecer, pero el ahora esta frente a mi y yo decido qué hacer con él.

Servimos a un Dios tan sabio, bueno y perfecto; que conoce nuestras virtudes y debilidades; y es capaz de desenredar los meollos más grandes en que nos hemos metido, si sólo decidimos clamar a Él. Eso sí, nuestras decisiones tienen consecuencias, pero a pesar de lo turbulento que parezca nuestra situación Dios ha prometido:

  • Ahora que estamos unidos a Cristo, somos una nueva creación. Dios ya no tiene en cuenta nuestra antigua manera de vivir, sino que nos ha hecho comenzar una vida nueva. Y todo esto viene de Dios. Antes éramos sus enemigos, pero ahora, por medio de Cristo, hemos llegado a ser sus amigos, y nos ha encargado que anunciemos a todo el mundo esta buena noticia: Por medio de Cristo, Dios perdona los pecados y hace las paces con todos. 2 Corintios 5:17 (TLA)
  • Sabemos que Dios va preparando todo para el bien de los que lo aman, es decir, de los que él ha llamado de acuerdo con su plan. Romanos 8:28 (TLA)
  • Yo te pido que seas fuerte y valiente, que no te desanimes ni tengas miedo, porque yo soy tu Dios, y te ayudaré por dondequiera que vayas. Josué 1:9 (TLA)
  • Ustedes no han pasado por ninguna tentación que otros no hayan tenido. Y pueden confiar en Dios, pues él no va a permitir que sufran más tentaciones de las que pueden soportar. Además, cuando vengan las tentaciones, Dios mismo les mostrará cómo vencerlas, y así podrán resistir. 1 Corintios 10:13 (TLA)
  • Joven fui, y he envejecido, Y no he visto justo desamparado, Ni su descendencia que mendigue pan. Salmos 37:25 (RVR 1960)

He estado reflexionando y cada situación en la que he alimentado el «Yo» y no he tomado decisiones que glorifiquen a Dios ha sido un error. No he tenido clara mis prioridades por lo que no puedo culpar a más nadie que a mi por las consecuencias que se presenten.

Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

Mateo 6:33 (RVR 1960)

Lo interesante de la vida, es la toma de decisiones. Si podemos soñar con algo, ya hemos realizado el primer paso. Pide a Dios que te muestre el camino que debes seguir.

Tú eres mi Dios. ¡Enséñame a hacer lo que quieres que yo haga!
¡Permite que tu buen espíritu me lleve a hacer el bien! Salmos 143:10 (TLA)

Y sobretodo recuerda:

  • Usar lo que tienes en tu mano. Sueña y hazlo en grande; utiliza los recursos que tienes y en el momento preciso Dios proveerá lo que necesites. En la Biblia encontramos: «Entonces Dios le preguntó: —¿Qué tienes en tu mano? —Una vara —contestó Moisés» Exódo 4:2 (TLA)
  • Nuestra función es trabajar para alcanzar los resultados que soñamos, los resultados de ese trabajo sólo le corresponden a Dios. En la Biblia podemos encontrar: «Así que ni el que planta es algo, ni el que riega, sino Dios, que da el crecimiento» 1 Corintios 3:7 (RVR 1960)

No te limites, decide soñar, glorifica a Dios en todo, la recompensa está asegurada.

Mis planes para ustedes solamente yo los sé, y no son para su mal, sino para su bien. Voy a darles un futuro lleno de bienestar.

Jeremías 29:11 (TLA)

Recuerda el ayer ya pasó. El futuro es un lienzo en blanco que sólo tu decides como pintar.

Deja un comentario